Trabajar desde casa

martes, agosto 01, 2017

Hace algún tiempo cuando escuchaba la frase “trabajo en casa” me imaginaba algo así:



Cuando empecé a intentar trabajar desde casa me enfrenté a la dura realidad, trabajar en casa no tiene nada que ver con esa imagen que yo tenía en la cabeza. Descubrí que es más difícil que cuando tienes que asistir a una oficina, que tu productividad no depende del clima organizacional; que el equilibrio entre tu vida personal y laboral depende solo de ti.
Si estás pensando o ya decidiste trabajar desde casa tienes que estar consciente que hay pros y contras para que puedas cumplir con tus objetivos.



Empecemos con las malas noticias, contras de trabajar desde casa:

  • Aislamiento: Así es, trabajar desde casa te aisla, porque no tienes con quien platicar o sociabilizar, eres tú y tú. Ya sabemos que los seres humanos somos seres sociales y a la larga este “cautiverio” por así llamarlo podría llegar a afectarnos si es que no somos capaces de manejarlo.
  • Imprevistos: Falta de internet, de luz, agua, alguna falla en tu computadora o cualquier cosa que en una oficina tiene solución porque hay alguien que se encarga de arreglarlo, en casa tienes que resolverlo tú misma o, llamar al técnico y obvio, el costo corre por tu cuenta.
  • Distracciones: El timbre del teléfono, de la casa, el ruido de los otros habitantes, la tentación de la televisión o de la misma cama, unos trastes sucios en el lavaplatos, cualquier cosa puede llamar tu atención y hacer que desenfoques.
  • Desorganización y desorden: Si no estableces un horario entre tus actividades laborales y hogareñas tu día será un caos, créeme, lo he vivido y, algunas veces ni haces los quehaceres del hogar, ni haces tus deberes laborales. Tener una agenda con horarios y con actividades importantes, ordinarias o urgentes (hablaré de esto en un post para que puedas saber cómo categorizar) hará que aproveches al máximo tu tiempo.

Pros de trabajar desde casa:

  • Ahorro de tiempo: Traslados a la oficina, a comer, todo ese ir y venir aparte que aprovecharás esos minutos harán que tu ansiedad disminuya, porque quizás hasta puedas tomarte esa siesta de 20 minutos que tanto anhelas a la hora de la comida.
  • Menor estrés: Al pasar menos tiempo expuesta al tráfico, o al ambiente donde también hay personas estresadas y ansiosas nuestro nivel de estrés disminuye. No tenemos que enfrentarnos al reloj checador, al ruido ambiental de una oficina que en ocasiones puede ser causa de estrés, etc. Pero debemos tener cuidado porque aún en nuestro hogar podría haber detonantes de estrés (como el desorden y la desorganización, por ejemplo).
  • Ahorro de dinero: Definitivamente no trasladarte a otro lugar hace que tu bolsillo se vea beneficiado, ya sea que tengas auto o utilices el transporte público, unos pesos ahorrados nunca caen mal a nuestro presupuesto.
  • Privacidad: Siempre da más seguridad saber que solo tú tienes acceso a tu computadora, a tu teléfono; tener tu propio espacio de trabajo siempre es menos estresante que compartirlo.
  • Independencia: La toma de decisiones depende totalmente de ti, aunque obviamente, también las consecuencias de esas decisiones. Eres independiente para decidir tu horario laboral, si trabajas turno corrido, flexible o solo unas horas en la mañana; tus “deadlines” o fechas de entrega, tú decides cómo, cuándo y dónde.
Estos son solo algunos pros y contras, por supuesto que podemos encontrar muchos más, pero a mi forma de ver, son los más importantes y los que más podrían llegar a afectarte, tanto emocional como físicamente. A veces, cuando escucho a las personas que quieren trabajar desde casa lo hacen ver como algo tan fácil, como si solo por el hecho de hacerlo en casa el trabajo se hiciera solo, y la realidad es que también debemos cumplir con ciertas cuestiones para que no resulte frustrante y en lugar de hacernos más productivos y felices se convierta en nuestra principal fuente de estrés, así que ten en cuenta lo siguiente:

Tips para que trabajar desde casa sea más fácil y productivo:

  • Disciplina: Esta palabrita que a muchos nos provoca dolores de cabeza, bien aplicada es una gran aliada para lograr nuestros objetivos. No importa que nadie nos vea, debemos vestirnos para trabajar, arreglarnos, tomar actitud de que estamos trabajando. Evitar quedarnos en pijama, o en la cama con la computadora, créeme eso te roba energía o mejor dicho, ni siquiera te llega, porque te quedas con la sensación de que estás en cama y la flojera gana. Sé que es más cómodo andar en pants, sandalias y con solo una liga en el cabello pero al cerebro no lo engañas. Así que pon un horario y cúmplelo. Si decides que trabajas de 10 am a 2 pm, pues a las 10 am tienes que empezar a trabajar, o sea, debes arreglarte antes; la puntualidad es un valor importante, tu tiempo es valioso, así que valóralo y cuídalo.
  • Organización: Ten una agenda, organiza tus horas y días, cumple tus horarios, ponte fechas de entrega y cumple. Quizás no vas a tener un jefe o un supervisor que te esté “arreando” pero tener organizadas tus actividades hará tu día a día menos caótico y verás los resultados. Esta organización no solo es en tu agenda, sino en tu lugar de trabajo, mantenerlo limpio y ordenado te hará sentir más a gusto y sin distractores que puedan hacerte sentir ansiosa. Así que ya sabes, organización, organización, organización.
  • Espacio: Debes tener un espacio exclusivo para trabajar, aunque sea pequeño, un escritorio y una silla cómoda, con buena luz natural; verifica que haya conectores cerca y que la señal wifi llegue con buena calidad. De preferencia utiliza colores claros, si necesitas un poco de inspiración visita mi tablero de pinterest aquí.
  • Créetela: Eres una profesional trabajando desde casa, emprendedora, exitosa y debes actuar como tal. Debes ser confiable, responsable y consciente de tus fortalezas y áreas de oportunidad. Así que ten confianza en ti misma, continúa preparándote y no pares más que para reajustar la brújula en caso de ser necesario.
Cómo lees, trabajar desde casa también es un trabajo formal y depende solo de ti los resultados. ¿Ya has trabajado desde casa? ¿Añadirías algún pro o contra? ¿Qué consejos nos das? Comparte, recuerda que estamos aquí para eso.

Bonito día.

También podría gustarte

0 comentarios

Licencias

Licencia Creative Commons
Lo Uso y Te Cuento por Lore Clavel se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional.
Basada en una obra en www.lousoytecuento.com.

Las imágenes mostradas en este blog que no cuenten con la leyenda "fuente", son propias. Algunas son tomadas de la web y se suponen de dominio público. Si consideras que alguna de ellas está violando los derechos de autor, por favor envíame un email para retirarlas.